¿Cómo cuido de mi mascota en verano?
El verano es la estación más calurosa del año y nuestras mascotas también son sensibles a estos cambios de temperatura.
 
No obstante, hay mucho que nosotros podemos hacer para que este cambio estacional sea más tolerable para nuestras mascotas.
 
En verano, el pelaje de nuestras mascotas actúa como barrera protectora frente a las nocivas radiaciones solares.
Por este motivo, te aconsejamos que no le cortes el pelo a tu mascota en verano, pues es posible que pase más calor. Lo mejor es cepillar el pelo de manera frecuente.
 
Los perros y gatos pueden sufrir quemaduras en la piel, insolaciones, golpes de calor y enfermedades como el cáncer de piel.
 
Para prevenir a nuestras mascotas de los efectos nocivos del Sol, es fundamental seguir ciertas pautas: evitar que nuestra mascota permanezca en lugares que no están correctamente ventilados y procurar que tenga fácil acceso a zonas con sombra donde refugiarse de los rayos solares. 
 
Para ayudarle a combatir el calor es fundamental que siempre tenga a su alcance agua fresca, la cual debemos cambiar regularmente.
 
En cuestión de apetito puede ser que este disminuya, por lo que procuraremos darles de comer en horas con temperaturas más suaves.
 
Respecto al ejercicio en verano, debemos evitar los paseos entre las 11h y las 18h de la tarde para prevenir el contacto con el asfalto caliente y quemaduras en las almohadillas de las patitas.
 
Debemos llevar una botella de agua fresca y mojarle la cabeza y la nuca de vez en cuando y al llegar a casa deberíamos darle un baño refrescante para combatir el calor y preservar una correcta higiene.
 
Hay que tener mucha precaución con perros y gatos de piel clara y pelo fino.
 
 Si es necesario aplicar protector solar en las zonas más vulnerables de su cuerpo como hocico o barriga. Tener en cuenta que el protector solar debe ser específico para animales.
logo
CONTACTO
 Sabino Arana, 28 - bajo
    48600 SOPELA
 Tel.: 946 761 204
  Urgencias.: 657 771 680
veterinariosopelana@gmail.com